Acroyoga: La práctica que combina yoga y acrobacia.

Por: Iván Darío Hernández Jaramillo

Una de las disciplinas más hermosas sobre la necesidad de confiar, dejarse ser y soltar se llama Acroyoga.  Cuando camine y encuentre personas danzando por los aires pare a verlos, encontrará una unión entre la paz y la confianza, la belleza de las figuras humanas y su inconmensurable sensualidad. El acroyoga es algo así como el resultado soñado entre la acrobacia, el yoga y el masaje tailandés.

Nathalia Saldarriaga, además de ser una de las médicos más reconocidas en Medellín, es también una mujer que simboliza todo lo más bello de esta práctica. Hablamos con ella sobre todo lo que es ser una mujer de los aires.

 

¿Quién es Nathalia Saldarriaga?

El nombre que me pusieron mis padres es Nathalia Saldarriaga. Soy vida; espíritu y materia, en forma de ser humano.

¿Cómo llegaste al Acroyoga?

Conocí el acroyoga en el 2016. Un grupo de compañeras de estudio en medicina tradicional china, ya lo practicaban y me invitaron a ir a una clase con ellas. De una me sentí conectada con la práctica, como hecha para mi personalidad y gustos. Me hace liberar muchas endorfinas.

¿Qué tanto has mejorado en tu vida gracias a esta práctica?

El acroyoga me ha ayudado a desarrollar confianza en mí misma y en los demás (mis compañeros de práctica). Me ha aumentado la fuerza, la propiocepción, y me divierte muchísimo. Además de hacer acro, también se forma una conexión muy chévere con los compañeros de vuelo (cuando se hace acro se le dice “volar”). Se comparten energías, historias de vida. Se comparte la gratitud a la vida

Foto: suministrada por la entrevistada / Nathalia Saldarriaga.

Salud corporal, salud mental y salud energética. ¿Cómo juntas tu profesión de cirujana con la práctica del Acroyoga?

Cualquier actividad que te guste, que hagas aparte de tu trabajo, te va a dar un gran bienestar por el solo hecho de salir de la rutina. Si es también una actividad que te ayuda a estar conectado con tu cuerpo y espíritu, además te ayuda a estar mas saludable. Seguro que vas a estar dando lo mejor de ti en tu trabajo. Yo siento que mi energía es mas cálida desde que hago acroyoga, y eso transmito cuando opero y trato de sanar a alguien.

¿Qué es lo que has descubierto en tu cuerpo gracias a esta práctica?

Gracias al acroyoga me siento más fuerte, más “alineada” por así decir con mis chacras. Me siento más atlética. Confío en mi cuerpo. Aumentó mi conexión cuerpo – mente.

Foto: suministrada por la entrevistada/ Nathalia Saldarriaga.

¿Cuáles aspectos en tu vida se han visto beneficiados gracias al Acroyoga?

¡Prácticamente todos! Al estar mas saludable, tengo mejor empatía con lo que me rodea. Me ha aumentado la sensación de gratitud hacia mí, hacia los otros, hacia el universo.

¿Cuál ha sido tu mayor desafío al practicar acroyoga?

El desafío de confiar; confiar en mi cuerpo, en mis compañeros. Especialmente de eso se trata el acroyoga.

Como doctora, ¿Crees que la salud de las personas puede mejorar al hacer esta práctica?

Por supuesto. Obviamente hay personas con enfermedades que les pueden limitar algunas de las posturas, pero el acroyoga se puede practicar a cualquier edad y con cualquier contextura.

Es importante tener compañeros de práctica que se cuiden entre sí y que se haga con responsabilidad. El acroyoga va a ayudarte a aumentar el amor por ti mismo, mejorará tu salud y tu bien-estar.

Foto: suministrada por la entrevistada/ Nathalia Saldarriaga.

¿Cómo poder ser parte de esta bella práctica?

En Revista DC recomendamos mucho seguir en Instagram las siguientes cuentas: @acroduty y @jorge_acroyoga para practicar Acroyoga en la ciudad de Medellín, y en Bogotá recomendamos visitar Acroyoga Internacional y Shivana. Allí podrán encontrar los horarios y puntos de encuentro.

Recomendado

Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Advertisment